Qué es el moquillo canino

moquillo canino

Es importante conocer las diferentes enfermedades que pueden afectar a nuestro perro para saber prevenirlas y no encontrarnos con un buen susto.

El moquillo o también conocido como Distemper es una de esas enfermedades de las que los veterinarios previenen mediante las vacunas anuales a las que deben someterse nuestros peludos.

¿Por qué? Porque el moquillo es un virus muy contagioso y muy peligroso para nuestros perros.

Qué es el moquillo canino

El moquillo canino es un virus muy peligroso y contagioso que afecta al sistema nervioso, respiratorio y digestivo de los perros (contagioso entre perros pero no entre perros y personas).

Debemos conocer bien los síntomas porque el moquillo pillado a tiempo puede evitar daños mayores e incluso la muerte del animal.

Síntomas del moquillo

Si adviertes algunos de estos síntomas debes acudir al veterinario de inmediato ya que no empiezan a aparecer hasta pasadas dos semanas del contagio:

  • Fiebre: suele ser intermitente, días en los que tiene y días en los que no e irá acompañada de apatía, señal de que el perro no se encuentra bien.
  • Problemas de respiración: exceso de mucosidad, legañas, ruido al respirar, estornudos, tos… Son claros síntomas del moquillo. Si hay escamación en la nariz, ya no hay duda.
  • Problemas de digestión: si observas que tu perro vomita, tiene diarrea e incluso acompañada con sangre, acude urgentemente al veterinario ya que tu perro podría deshidratarse.

Como ves estos síntomas son muy parecidos a los de otras enfermedades, por lo que es importante que tu veterinario haga un correcto diagnóstico para poder dar el mejor tratamiento.

¿Cómo lo diagnostica?

  • A través de la observación del animal.
  • A través de una analítica de sangre.
  • A través de un análisis de orina.
  • Otros análisis: LCR (líquido cefaloraquídeo), secreciones de ojos y nariz, etc.
  • Radiografía, TAC o resonancia magnética.

Cómo se transmite el moquillo en perros

Como he comentado con anterioridad, el moquillo es un virus y como tal, se contagia de forma directa.

Se contagia por el aire y a través de otros fluidos como saliva, orines y heces.

Sin embargo, también puede contagiarse de forma indirecta a través del agua y comida de una animal infectado.

La vacunación es fundamental para evitar el contagio: si un perro está vacunado hay muy poca probabilidad de que contraiga la enfermedad, ahora bien, cachorros y ancianos son susceptibles del contagio ya que sus defensas están muy bajas.

Llevar el calendario de vacunación al día es fundamental para evitar su contagio.

¿Y si el perro se contagia de moquillo?

Como he comentado, un precoz diagnóstico puede salvar la vida de tu perro.

No existe un tratamiento para esta enfermedad pero sí existe un protocolo de actuación para reducir los daños que provoca el virus, de forma que la medicación que se le dé al animal ayude a fortalecer su sistema inmune, reforzándolo y ayudando así a luchar contra el virus.

Así mismo, es fundamental mantener al perro muy hidratado, evitando darle pienso y apostando por la comida más húmeda, evitando el ejercicio físico y priorizando los mimos y el descanso.

Aunque el moquillo no se contagia a las personas o a los gatos, sí puede contagiarse a zorros, coyotes o hurones.

Como he comentado, llevar las vacunas al día, evitar el contacto con otros perros infectados y, desinfectar la zona o casa si tu perro es el que ha sufrido esta enfermedad es primordial para evitar futuros contagios.

¡Comparte!
  • 14
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    14
    Shares

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.