Espirulina para perros: beneficios para su salud

por admin
862 visualizaciones

La espirulina para perros es un alimento poderoso para nuestros peludos y hoy quiero contarte todos sus súper beneficios.

Aunque es un alimento que se ha puesto de moda los últimos años, la espirulina es muy buena y beneficiosa para los perros.

Cuenta con muchos nutrientes y propiedades que te sorprenderán. Para que tu mascota esté bien necesita vitaminas, minerales y otros, que la espirulina puede aportarle.  

La espirulina es considerada como una gran fuente natural de nutrientes, muy completa. Sin duda es muy poderosa y por eso muchos la recomiendan para sus perros.

La espirulina para perros es algo que se ha difundido recientemente, y se utiliza deshidratada en diferentes formatos como complemento alimenticio.

Es apta para todos los perros menos para los que son cachorros menores de 6 meses. 

Por supuesto antes de decidir ofrecérsela a tu mascota, siempre es recomendable acudir al veterinario para su aprobación, sobre todo, si tiene alguna condición médica. 

¿Qué es la espirulina?

La espirulina es un alga microscópica de color verdi-azul en forma de espiral, que tiene una gran cantidad de minerales como calcio, magnesio, hierro y vitaminas, destacando las del grupo B.

También, es rica en proteínas y ácidos grasos esenciales. Se puede adquirir como un polvo de color verde oscuro.

La espirulina, nombre que recibe por su forma perfecta de espiral, también optimiza la absorción de nutrientes que son muy importantes y fortalece la microfibra intestinal.

Además, mantiene las defensas naturales que son parte del sistema inmunológico.

Esta alga crece y vive normalmente en agua dulce y se multiplica muy fácil, sin embargo, también puede vivir en agua salada, pero requiere mucho sol.

Es típica en climas tanto tropicales como subtropicales.

Existen dos tipos de espirulina:

  • Arthrospira máxima, de México.
  • Arthrospira platensis, de Chad (África central).
espirulina para perros

Beneficios de la espirulina para perros

Conocer las diferentes propiedades que brinda la espirulina en la salud de los perros, es importante para que los adoptantes decidan o no introducirla en la dieta de sus mascotas.

A la espirulina se le atribuyen muchos beneficios para los perros, desde un refuerzo en el sistema inmunitario, ayuda con las alergias y otros beneficios que son necesario destacar:

Sus beneficios para los perros, son:

Refuerza el sistema inmunitario del perro:

Cuando hay un desequilibrio en el sistema inmunitario, pueden observarse en los perros algunos síntomas como falta de energía y fatiga.

La espirulina, en pequeñas cantidades, puede ayudar a estabilizarlo, brindándole más vitalidad.

Los científicos certifican que la espirulina ayuda y mejora la función normal del sistema inmunitario.

Un grandioso suplemento nutricional:

La espirulina es un alimento muy rico en nutrientes, por lo que, una pequeña cantidad será suficiente para que el perro pueda obtener sus beneficios.

Esta contiene un 70% de proteínas, las cuales están listas para ser absorbidas, esto quiere decir que el sistema digestivo del perro no tendrá que hacer ningún proceso de descomposición, solo absorber todos los nutrientes que contiene. 

El contenido de proteína que tiene la espirulina es mucho mayor en peso en comparación con la carne de vacuno: es tres veces mayor.

Esta alga contiene cobre, manganeso, sodio y potasio. También calcio, fósforo, zinc, magnesio, todo en grandes cantidades. 

En cuanto a sus vitaminas, es rica en B3, B5, B2, B1, B4, B9 y B6, pero también contiene Vitamina A, E, K y C. 

Ayuda a mejorar la salud gastrointestinal:

Los nutrientes que componen a la espirulina son de muy fácil absorción, por lo que el sistema digestivo no tiene que hacer nada.

Eso favorece en gran manera al tránsito intestinal.

Permite disminuir bacterias u hongos que estén dentro de los intestinos y ayuda al crecimiento de bacterias beneficiosas. 

Por otro lado, ayuda mucho en los casos de perros que presentan desnutrición, debido a que deben comer lentamente.

La espirulina es perfecta porque el cuerpo del perro necesita nutrientes rápido y al ser de fácil absorción, ayudará muchísimo para que el perro se recupere. 

Promueve la desintoxicación:

Los perros constantemente están expuestos a toxinas dentro del agua, medicamentos o incluso en su comida.

En ese sentido, es necesario que el cuerpo elimine esas toxinas todo el tiempo, algo en lo que la espirulina podría ayudar en gran manera. 

La espirulina es un antioxidante muy poderoso que protege el hígado del perro gracias a que contiene clorofila y Ficocianina en grandes cantidades.

Ambos componentes ayudan a que el hígado cumpla correctamente su función y a filtrar las toxinas.

La zeaxantina es también un gran antioxidante que tiene la espirulina.

También protege a los riñones para una total limpieza de toxinas del cuerpo.

Además, retrasa el envejecimiento, debido a que ayuda al cuerpo a combatir la acción que ejercen los radicales libres. 

Es antiinflamatoria:

Sin duda, la Ficocianina es un compuesto excelente de la espirulina.

Este compuesto, también ayuda a la reducción de inflamaciones y dolores, por lo tanto, es ideal como suplemento para perros que tengan enfermedades inflamatorias.

La espirulina ayuda a combatir la artritis, una dolencia que es muy frecuente en los perros pero, sobre todo, los que son de avanzada edad.  

La Ficocianina es tan potente que hay estudios que sugieren que es mejor que algunas drogas que se usan con fines antinflamatorios, pero sin los efectos negativos que estas pueden tener en el organismo. 

Efecto antialérgico:

Diversos estudios indican que esta alga, o espirulina, tiene un buen efecto antialérgico. Otros estudios indican que aporta también a casos relacionados con las alergias alimentarias en los perros. 

Esto también se debe a que la espirulina ayuda al sistema inmune, el cual, si está mal, repercute en las alergias.

Las alergias son reacciones del sistema inmune y si todo esta balanceado, las reacciones disminuyen considerablemente.

Si el sistema inmune funciona bien, podrá combatir alérgenos, hongos, otros. 

Estabiliza el azúcar en sangre y ayuda a la pérdida de peso:

La espirulina también puede ayudar a lograr que el azúcar en la sangre se estabilice, por lo que es buena para los perros diabéticos.

Esto, más su alto contenido de proteínas, permite que los perros puedan perder peso con mayor facilidad. 

Disminuye el riesgo de cáncer:

Expertos señalan que la espirulina ayuda a inhibir la formación del cáncer de cólon.

Esto se ha demostrado, debido a que contiene una biliproteína llamada ficocianina, lo que también le da parte de su color. La ficocianina es un pigmento azul. 

La espirulina demostró influenciar positivamente en las células llamadas NK o Natural Killer o también llamada asesina natural. 

Esta influencia controla las células cancerígenas, gracias a la ficocianina, la cual también estimula la producción de células T, que son encargadas de atacar y destruir a las células que son cancerígenas. 

La célula Natural Killer o célula asesina es muy importante en el sistema inmunitario, debido a que cumple la función de destruir las células que estén infectadas y las células cancerosas.

También regula la respuesta inmunitaria. 

De igual manera, se ha demostrado que la espirulina, por su contenido rico en clorofila, ayuda a la prevención de cáncer de estómago, piel e hígado. 

Es importante añadir que, la espirulina no solo previene que el cáncer se forme, sino que ayuda mucho en su tratamiento.

Esto se debe a que sus compuestos regeneran el tejido que se ha dañado con la radiación y estimula el crecimiento de las células que son anticancerígenas. 

Nota importante: Aunque la espirulina cuenta con grandes beneficios para la salud de nuestra mascota, no es recomendable incluirla como complemento de su alimentación si están recibiendo tratamientos anticoagulantes o si tienen epilepsia.

¿Cómo dar espirulina a un perro y cuál es la dosis recomendada?

Para que el perro pueda recibir correctamente los beneficios de la espirulina, se le debe administrar a su comida o bebida, según el formato en la cual sea adquirida.

espirulina para perros

Ésta viene en comprimidos, cápsulas y en polvo, de esta manera, se permite que el perro pueda acceder fácil a esta milagrosa alga y recibir sus beneficios. 

La dosis de espirulina que se le puede dar a cada perro es diferente, debido a que depende del tamaño del perro y del formato de esta. 

Recordemos que la espirulina no es un medicamento, es un complemento a la alimentación del perro, sin embargo, eso se podría malinterpretar y creer que se le puede dar la cantidad que se quiere.

No es así. Es importante respetar la dosis que le corresponde al perro, la cual debe ser indicada por un médico veterinario. 

  • Ejemplo de la espirulina en comprimidos: Cuando la espirulina es en comprimidos, suele administrarse un comprimido por cada 10 kilos. Eso también depende del fabricante y la concentración de espirulina que contenga cada uno. Por eso es muy importante consultar la dosis con el veterinario. 
  • Ejemplos de la espirulina en polvo: Estas dosis son al usar espirulina natural, en polvo, deshidratadas. Por supuesto, como el caso anterior de los comprimidos, primero consulta con el médico veterinario. 
  • Se suele administrar para los perros pequeños que pesan 10 kilos, la mitad de una cuchara de las pequeñas. 
  • Para los que pesan 25 kilos, considerados perros medianos, una cucharadita. 
  • Y para los más grandes de 40 kilos, una cucharada pequeña y media. 

Hay diferentes formas de darle al perro la espirulina. 

Este complemento alimentario para perros puede ser usado en el pienso con solo diluirlo con agua, caldo o aceite de pescado.

Al tener la mezcla, se le coloca sobre el pienso, pero normalmente se recomienda su uso en la comida natural para perros cocinada a baja temperatura, o la Dieta BARF

Se la puedes ofrecer de las siguientes maneras: 

  • En su bebedero mezclada con su agua. 
  • En su comida diaria. Como mencionamos antes, puede ser pienso o comida natural o casera. 
  • Premios en forma de galleta que tengan espirulina. 

¿La espirulina tiene efectos secundarios en los perros?

Es importante que los adoptantes estén atentos al momento de que el perro consuma por primera vez la espirulina, esto con el fin de detectar una posible reacción.

Si se excede la dosis o no tolera bien el complemento, podría manifestar diarrea y malestar estomacal. 

Por eso es muy importante comprar espirulina de calidad y asegurarse con el médico veterinario de todo antes de dársela al perro. 

¿Qué se debe tener en cuenta al comprar espirulina para perros?

Como hemos mencionado en un punto anterior, la espirulina viene en diferentes presentaciones.

No obstante, se recomienda que se adquiera el producto más puro posible. 

Al ser un complemento alimenticio para los perros o suplemento, es importante que los adoptantes verifiquen qué tipo de marca van a comprar o adquirir.

Es importante que sea una espirulina libre de contaminación. Puede ser bio, eco u orgánica. 

Por lo tanto, algunos consejos para adquirirla son los siguientes:

  • La empresa que venda la espirulina debe ser transparente al compartir sus datos de contacto. También, ante cualquier duda que puedas tener del complemento, deben ayudarte y aclararte todo. 
  • Averigua de dónde procede el producto. 
  • Comprar espirulina orgánica, de ser posible. 
  • El PH de la espirulina debe estar por encima de los 10. En este caso es interesante preguntar a los fabricantes por el análisis del producto. 

 Nota: Algunas veces se puede adquirir espirulina cultivada en agua contaminada o se puede también comprar otra alga del mismo color, pero que en realidad no es espirulina.

Por ello la importancia de comprarla en los lugares adecuados y asegurarse bien de su procedencia.

¿Dónde se puede comprar espirulina para perros?

La gran clave que todo adoptante debe saber, es que debe comprar un producto que tenga ingredientes de calidad para así obtener un producto de calidad. 

Por Internet se puede encontrar fácilmente este producto, por lo que es importante tomar en cuenta quién lo vende y las opiniones de otras personas que ya lo hayan probado con sus mascotas.

Estas referencias serán muy importantes.

Es importante mencionar que la misma espirulina que pueden consumir los perros es la misma para las personas.

Por lo tanto, puedes adquirir alguna normal, o productos que ya la tengan como complemento.

Lo que no debes olvidar es verificar la etiqueta del producto, la cual debería estar completamente visible si vas a comprar por Internet en alguna tienda online. 

Puede que también te interese

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso Aceptar Leer más