Excursión con perro: Cañón del Río Lobos

excursión con perro al Cañón del Río Lobos

Me moría de ganas de hacer la excursión con perro al Cañón del Río Lobos en nuestro paso por Soria, y la experiencia no pudo ser mejor, sobre todo para Uma, que no paró de corretear y bañarse donde encontraba un poco de agua.

Excursión con perro al Cañón del Río Lobos

El Cañón del Río Lobos es un parque natural protegido de más de 10.000 hectáreas que se encuentra entre Soria y Burgos.

Hacer senderismo por el parque es una gozada, tanto por los senderos naturales que encuentras a tu paso, como por los arroyos, las enormes paredes de roca, las colonias de buitres leonados que te sobrevuelan en todo momento, la preciosa ermita templaria de San Bartolomé, las cuevas, los colmenares… son tantas las razones por las que visitar el parque, que no acabaría nunca.

Dado que solo tuvimos cerca de 4 horas de tiempo para recorrer el parque, y éste es enorme, aparcamos el coche en el aparcamiento más próximo a una de las rutas de senderismo más visitadas, el parking de Valdeceas, y nos fuimos a la aventura.

Nuestra entrada al parque del Cañón del Río Lobos la hicimos desde el pueblo de Ucero (ya de paso, haced parada y visitad su castillo templario), pues nuestro alojamiento se encontraba muy cerca de este pueblo (Valdemaluque).

Es imposible perderse por el parque ya que los senderos están muy bien señalizados con balizas y paneles de madera.

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Como veis, los perros pueden pasear sin problemas por los senderos y a su aire

A medida que caminas, el paisaje y los senderos del parque van cambiando.

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Uma se sentía como pez en el agua

Cuesta creer que hace millones de años, todo el cañón estuviera repleto de agua, y fue con el tiempo, que la fuerza del agua fue moldeando el cañón con sus espectaculares formas geológicas.

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
A veces te sentías muy pequeñita ante monumentales pedruscos

Tras unos diez – quince minutos andando, te encontrabas de golpe con la ermita templaria de San Bartolomé. Puedo afirmar que es la ermita más bonita que he visto hasta el momento. ¡Qué lástima que nos la encontráramos cerrada!

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Se respiraba tanta paz que nos tumbamos bajo la sombra de un árbol a respirar aire puro

El lugar parece sacado de un decorado de cine: la ermita, flanqueada por grandes paredes de roca, abrazada por ríos y pozas de nenúfares, con un tapiz de césped donde poder tumbarte y contemplar los buitres leonados sobrevolando… ¡Impresionante!

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Las vistas desde el mirador “El balconcillo” son espectaculares

La ermita de San Bartolomé data del siglo XII y es de estilo románico. Dicen que, además, perteneció a la orden del Temple, y hay numerosas leyendas sobre la misma. Como dato curioso que a mí me dejó con la boca abierta: la ermita de San Bartolomé está ubicada justo en un lugar equidistante de los dos puntos más septentrionales de la península, los cabos de Creus y Finisterre.

Tras cruzar el río giramos en un principio a la derecha para visitar una cueva, “la Cueva Grande“, donde en su interior además de nidos de buitres hay resquicios de arte rupestre.

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Desde el interior de “Cueva Grande” podemos observar la ermita de San Bartolomé

A la salida de la cueva, seguimos el sendero de la “Senda del Río” que nos llevaría al “Colmenar de los Frailes“, a unos 4 kilómetros de la ermita. El paseo vale mucho la pena.

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Uma no descansó un segundo disfrutando de cada rincón del parque

El “Colmenar de los Frailes” es un lugar que sorprende por su ubicación: se trata de unas viejas colmenas tradicionales colocadas en una repisa sobre la pared de roca. La pregunta que nos venía a la mente era: ¿cómo llegaron a colocar las colmenas ahí y por qué tan altas?

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Colmenas hechas de troncos a 5 metros de altura gestionadas por monjes templarios

Llegados a este punto, decidimos dar la vuelta porque el tiempo se nos echaba encima, no sin antes hacer otro parón en el camino, de nuevo cerca de la ermita, para tumbarnos y grabar con nuestra retina tremendo paisaje.

excursión con perro al Cañón del Río Lobos
Uma y yo sobre el puente parecemos hormiguitas

Nos fuimos con muchas ganas de volver para hacer otras rutas por el parque.

La ruta que hicimos fue la más fácil y también la más popular, sin embargo, la ruta de senderismo completa tiene 25 km., y tiene mucho que mostrar, así que intentaremos en futuras escapadas volver al Cañón del Río Lobos, para hacer la ruta completa.

La excursión con perro al Cañón del Río Lobos es más que recomendable si vais con perro. ¡No dudéis en ir si no lo conocéis!

¡Comparte!
  • 111
  •  
  • 12
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    123
    Shares

Una respuesta a “Excursión con perro: Cañón del Río Lobos”

  1. […] el próximo post, os contaré nuestra excursión con perro al Cañón del Río Lobos… No os puedo explicar con palabras lo que Uma disfrutó… Un destino obligatorio para […]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.