GPS para perros iPet Tracker

Hoy queremos hablaros sobre un imprescindible para perros muy aventureros, aquellos que tienen fama de escapistas y que se suelen despistar fácilmente.

Nos referimos a un GPS para perros, una herramienta que supone una tranquilidad absoluta para cualquier adoptante que tenga un perro de estas características.

Incluso para nosotros, que Uma siempre está pendiente de nosotros cuando salimos de paseo y no es escapista, es una tranquilidad enorme saber en todo momento dónde está.

Queremos presentaros a iPet Tracker, que es una empresa española y ya sabéis lo que me gusta a mí apoyar a las empresas españolas.

¿Cómo funciona el GPS para perros?

El funcionamiento de cualquier GPS para perros es común en todas las marcas: el pequeño dispositivo se coloca en el collar del perro y se conecta al móvil.

Con un app puedes acceder a toda la información del GPS: por dónde se mueve el perro a través de Google Maps, aviso de alarma cuando sobrepase unos límites que tú habrás seleccionado, historial de kilómetros que realiza, etc.

Vale y si todos los GPS son iguales, ¿cómo diferenciar el mejor?

Bueno, sí hay diferencias entre GPS, ¡por supuesto!

Por ejemplo, con el GPS iPet Tracker NO hay obligatoriedad de suscripción. ¡Esto es lo que más nos gusta!

El GPS se envía funcionando con una tarjeta de cobertura Vodafone con 5€ para que se pueda probar sin compromiso.

Una vez ya se pruebe, se puede poner la tarjeta que se quiera, no es nada difícil configurarla.

Además, si tienes problemas, tienes toda la tranquilidad de que el equipo de iPet Tracker estará ahí para ayudarte en todo el proceso.

Los responsables de iPet tracker recomiendan para su uso pedir a la compañía el servicio Multisim que es otra SIM asociado a tu plan de datos, depende de la compañía, plan contratado o negociación que hagan, a veces no cobran el servicio.

Una cosita importante a tener en cuenta: el dispositivo iPet Tracker es water resistant pero no water proof.

¿Esto qué significa? Pues que es resistente a salpicaduras y algún chapuzón superficial, pero no para sumergirlo bajo el agua.

En ese sentido, no se recomienda para perros buceadores.

De todas maneras, y para perros muy playeros, hay que tener en cuenta que cualquier dispositivo que funcione a pilas el salitre siempre va a provocar corrosión, por tanto, ojo con su uso en el mar.

Otra cosa que nos gusta mucho es el diseño: moderno y más pequeño y cómodo que otros que hemos probado.

GPS para perros iPet tracker

Tengo un gato, ¿puedo usar el GPS con él?

Desde iPet Tracker lo tienen claro.

Los GPS para gatos no son nada recomendables. ¿Por qué?

Pues porque para un gato, un GPS es un dispositivo peligroso, no por el tamaño, sino por el comportamiento de los felinos.

La naturaleza de los gatos les empuja a meterse por huecos pequeños y podrían quedarse atascados, además si lo quieres usar dentro de casa, olvídate: en interiores la localización por GPS no funciona, así que si se escapan y se meten a algún sitio bajo techo sería un gasto innecesario…

Conclusiones

Si tu perro ya tiene algún antecedente de haberse perdido y tiene un gran historial escapista, el iPet Tracker se vuelve más que un imprescindible para ti.

Ganarás en tranquilidad y te ahorrarás el disgusto que supone no saber sobre el paradero de tu perro: ¿estará bien?, ¿se habrá perdido?, ¿me lo habrán robado?

Con el GPS sabrás en todo momento donde está, quieras o no, porque tu móvil se encargará de avisarte con una alarma de que tu perro se ha ido de parranda sin tu permiso…

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.