por qué los perros se revuelcan

Por qué a los perros les gusta revolcarse en cosas malolientes

Absolutamente a todos los perros les encanta revolcar su cuerpo por cosas malolientes, unas más que otras: en animales muertos, en heces, en comida podrida… Por suerte, a nuestra Uma le encanta revolcarse en las algas. A ella le va más el olor marino, y digo por suerte, porque puestos a elegir, de todas las opciones comentadas creo que las algas son lo mejor, porque no dejan de ser plantas podridas. Pero, ¿a qué se debe esta conducta?

por qué los perros se revuelcan

Pues, como muchísimas de las conductas de nuestros perros, se debe al instinto, de ahí que cuando vaya a revolcarse en algo sí le ordenemos que no se restriegue, pero si ya lo ha hecho, no gastemos esfuerzos en regañarle, porque no podemos luchar contra el instinto, y cuando te explique el por qué de esta conducta, sabrás por qué te lo digo.

Por naturaleza, los perros se revuelcan en cosas malolientes porque ese olor, nauseabundo muchas veces, les confiere un estatus. En su naturaleza, los perros que vivían en manadas, salían a cazar y el revolcarse en cosas malolientes les permitía llegar a la manada e informar que al menos habían cazado algo (con trampa, sí, pero funcionaba) porque dentro de una manada el cazador tiene un buen estatus, tiene más poder.

Este instinto lo ha ido conservando e imaginaos que shock para el perro, revolcarse con lo que sea que huele mal porque su instinto le dice que eso le dará estatus dentro de la manada, llegar a la manada (que somos nosotros) y recibir todo lo contrario: una regañina importante y un buen baño. ¿Y el estatus?

Otro motivo es para la supervivencia, y es que los perros que se encontraban solos, se impregnaban de malos olores para ser disimulados como presa para otros cazadores más grandes.

Es evidente, que el primer caso es el que más se ajusta a la causa de nuestros peludos, por tanto, si observamos que nuestro perro se ha revolcado en algo asqueroso y maloliente, intentemos no perder la calma, y pensar que lo hace por puro instinto. Evita enfadarte porque igualmente vas a tener que bañarle, y eso sí, no pierdas ojo e intenta llegar a tiempo. Nosotros el otro día no llegamos…

Y tu perro, ¿en qué se revuelca? Te dejo unas consejos para conseguir que tu perro huela bien.

¡Comparte!
  • 147
  •  
  • 2
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    149
    Shares

12 comentarios en “Por qué a los perros les gusta revolcarse en cosas malolientes”

  1. Jajajaja… a veces me siento muy rara con estas cosas y casi me ando disculpando, pero es que Kenzo jamás (bueno, en sus tres primeros años de vida, cuando no estaba con nosotras, no lo sé) se ha revolcado en nada, me ha roto nada… yo creo que le sale su vena caniche y es muy pijito para esas cosas. Es verdad que después de bañarse sí que le encanta hacer la croqueta en las camas o en sillones, intentando volver a un olor más natural, pero poca cosa más.

  2. El otro día Pancho se revolcó en caca de Vaca y se la comió. Me gustó mucho tu artículo porque si sabía que era algo de instinto pero no me imaginaba que tenía que ver el estatus y eso de los cazadores. Saludos!

  3. Jajaja me imagino a Uma en ese tarea, mi Chenoa no lo hace a ella le encanta dejarnos su aroma revolcándose en los sillones y camas de la casa, bueno la pobre tampoco tienen mucho para dejar salir su instinto revolcador, casi no hay oportunidad de llevarla a sitios donde lo pueda hacer así que no ha desplegado esas artes,

  4. Si es que son marranotes!! Hulk (Bóxer) nunca se ha revolcado en nada maloliente o nauseabundo, lo Bóxers son muy finolis ;-P Pero Django ya es otra cosa, este Jack Russell lleva el instinto corriéndole por las venas a toda pastilla y le he visto frotándose y refrotándose en las cosas más asquerosas que os podáis imaginar, cacas secas, no tan secas, animales muertos secos y no tan secos, ciénagas putrefactas… es todo un maranote mi Django

  5. No todas las razas se revuelcan en cosas maloliente ya que el disimular el olor corporal que tiene un pero esta relacionado con la caza, más que con el estatus de una manada. Lo suelen hacer para confundir, camuflar su olor para de esta forma despistar a la presa. ¿Pero si mi perro no cazador? No es cazador pero si su genética es de perro de caza son conductas heredadas del instinto de caza y realiza esas conductas que van relacionadas con la caza. Algunos perros no de raza de caza también lo pueden hacer, sobre todo si el perro ha sido bañado recientemente.
    La herencia genética de las acciones o movimientos de una manada están muy diluida en el perro domestico de mascota casera.

  6. Casi todos los perros tienen el instinto de caza heredado de sus ancestros . Lo que pasa es que la interpretación del genotipo que es el fenotipo no lo tienen bien interpretado los perros que tras generaciones sin realizar acciones de caza. Los instintos primarios siempre se trasmiten si esto no fuera así los perros por naturaleza no sabrían cazar.
    ¿Por qué se comen los excrementos los perros?
    Cuando un perro nace no es macho ni hembra, es un cachorro que tiene que aprender.
    ¿Que hace una hembra con los excrementos de sus crías?
    Se los come para no dejar señales olorosas a sus depredadores y para mantener limpia la cama donde tiene a los cachorros.
    Lo mismo que los cachorros juegan a la caza y dominación entre sus hermanos. También tienen que entrenar el instinto de ser madres. Dentro de la misión de ser madre, el comerse los excrementos de sus hijos forma parte del ritual de la cría. Al no tener fijado el sexo los cachorros, el comerse los excrementos forma parte del entrenamiento del ritual de la cría.
    Algunos perros adultos y siendo macho puede realizar también esta fea costumbre.
    Cuando lo hace un perro adulto esta más relacionado con la alimentación. Una alimentación pobre en minerales obliga al perro a sacas los minerales de las deposiciones suyas o de otro perro. Si el perro tiene la costumbre de comerse las suyas le podemos dar junto a su comida rodajas de piña natural. El olor de la piña en las deposiciones de los perros crea un olor desagradable al perro que no le gusta y esto hace que no se las coma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.