Nuestra experiencia con la cámara interactiva Furbo

nuestra experiencia con Furbo

Llevamos un año con la cámara interactiva Furbo y os quiero contar nuestra experiencia después de un año.

Furbo: una cámara de vigilancia para perros

Más que cámara de vigilancia, yo la llamaría cámara de tranquilidad porque, en realidad, la cámara Furbo te transmite en todo momento eso: tranquilidad.

Porque vayas donde vayas y dejando a tu perro solo en casa, a través del móvil podrás realizar todas estas acciones:

Observar qué hace tu perro en todo momento

Con tan solo entrar a la aplicación móvil de Furbo se conectará la cámara tanto si es de día como si es de noche, y eso es gracias a su cámara de visión nocturna, que te permite ver a tu perro en total oscuridad.

Recibir avisos de que tu perro está ladrando

Furbo es tan inteligente que es capaz de mandarte un sms a tu móvil avisándote de que el perro está ladrando, de forma que con tan solo abrir la aplicación podrás interactuar con él para ordenarle que deje de ladrar.

¿Sabes la tranquilidad que ganan muchísimos adoptantes que sufren las quejas de los vecinos? De esta forma, cada vez que el perro ladre, puedes conectarte y tranquilizarle.

Dar premios en forma de chuches

Aunque no lo creas, la cámara Furbo tiene un depósito de chuches.

Este complemento es una genialidad porque enlazando con lo que comentaba de los ladridos, puedes educar a tu perro a que deje de ladrar reforzando la conducta cuando deje de hacerlo premiándole con una chuche.

Tan fácil como desde la app móvil, hacer clic a lanzar chuche y verás en directo cómo una chuche es lanzada al aire para alegría de tu perro.

Puedes interactuar en todo momento

Sí, cuando quieras porque una vez conectes la cámara y abras la app móvil podrás escuchar lo que se cuece en tu casa, pero también podrás hablar con tu perro estés donde estés.

Furbo nuestra experiencia

Nuestra experiencia con Furbo tras un año

En este año hemos recomendado a muchas personas el uso de esta cámara porque realmente hacemos mucho uso de ella.

Cuando salimos y dejamos a Uma muchas horas sola, sobre todo de noche, nos tranquiliza mucho conectarnos para saber cómo está, para que no se sienta tan solita y pueda llevar mucho mejor la separación así como para calmarla cuando ladra. ¡Y siempre hace caso! Porque la puñetera ya ha aprendido que cuando deja de ladrar, le cae un premio delicioso.

El diseño es espectacular, lo tengo en una estantería en una de las estancias donde Uma pasa más tiempo y donde se queda cuando salimos y se queda sola, y mucha gente no sabe ni que es una cámara.

¡Se piensan que es un elemento decorativo!

No hemos tenido nunca ningún tipo de problema, sigue funcionando como el primer día y qué voy a decir… Uma está encantada.

En su día grabamos un vídeo de su uso que puedes ver aquí: Primeras experiencias con la cámara Furbo y si tienes interés en su compra, puedes aprovechar estos días que seguro que alguna rebaja importante tiene: Comprar la cámara Furbo en Amazon.

¡Comparte!
  • 46
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    46
    Shares

2 respuestas a “Nuestra experiencia con la cámara interactiva Furbo”

  1. Sandra, hace unos días le escribí un comentario a tu página de Contactos, y no me respondió.
    No quiero sonar intensa, pero, le incomodaría escribirme o responderme mi comentario.
    Si le molesta o está ocupada, por favor, hágamelo saber.
    Besos y abrazos.
    Camila

    1. ¡Qué va, Camila! Yo encantada de contestaros y leeros, lo que pasa que no lo he visto. ¡Ahora voy para allá!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.